El próximo día 24 se celebran elecciones municipales. Muchos de vosotros creéis que no tenéis derecho a votar simplemente por ser extranjeros o encontraros en una situación de sinhogarismo. No solo podéis sino que debéis. Un voto puede marcar la diferencia. Aquel que piense: ¿para qué? Que crea que no cuenta, que se pare a pensar que si no se ayuda él, la verdad, no le va a ayudar nadie, y en este momento tiene la oportunidad de elegir a los que quiere que le representen.

Hay demasiada gente que lleva muchos años sin votar, y si os paráis a pensarlo eso os quita el derecho a protestar.

Anónimo